La justicia alemana investiga al supervisor financiero Bafin por el caso Wirecard

Un logotipo de Wirecard en la fachada de la sede central de la compañía alemana de pagos en línea, el 24 de junio de 2020 en Aschheim, cerca de Múnich © Christof Stache Un logotipo de Wirecard en la fachada de la sede central de la compañía alemana de pagos en línea, el 24 de junio de 2020 en Aschheim, cerca de Múnich

La justicia alemana abrió una investigación sobre el papel del supervisor financiero Bafin y de sus empleados en el gigantesco escándalo financiero que salpicó al proveedor de pagos Wirecard, anunció este lunes la fiscalía.

La investigación se abrió tras la presentación de varias denuncias contra Bafin por no haber supervisado correctamente a Wirecard y por supuestos delitos de abuso de información privilegiada sobre las acciones de la empresa, indicó una portavoz de la fiscalía de Fráncfort en un comunicado enviado a la AFP.

La fiscalía abrió "una investigación para examinar la pertinencia, sobre todo desde un punto de vista penal, de las acusaciones contra responsables y empleados" del regulador financiero, recoge el comunicado.

Sin embargo, la justicia "todavía no puede decir qué individuos" serán investigados, matizó la portavoz.

Wirecard, una compañía que cotizaba en la Bolsa de Fráncfort, se hundió el año pasado tras haber reconocido un agujero de 1.900 millones de euros (nos 2.264 millones de dólares) en sus cuentas.

El caso provocó la destitución del jefe del Bafin y el lanzamiento de una reforma de la supervisión bancaria por parte del Ministerio de Finanzas alemán.

"Varias denuncias" presentadas "sobre todo por accionistas de Wircard" acusan a los responsables del Bafin de no haber supervisado a la empresa correctamente y, también, a algunos empleados de haber comprado o vendido acciones de la compañía "sirviéndose de informaciones internas".

A finales de enero, el Bafin anunció que había denunciado a uno de sus empleados por abuso de información privilegiada.

Según el Ministerio de Finanzas, unos 85 empleados del Bafin especularon con las acciones de Wircard en el primer semestre de 2020, antes de que el grupo se hundiera, lo cual hace planear dudas sobre su independencia.

La justicia también está investigando la actuación del gabinete de auditoría EY, que validó las cuentas del proveedor de servicios de pago sin detectar el fraude.

EY reemplazó a su director en Alemania.

Por otro lado, la fiscalía de Múnich continúa investigando a exdirigentes de Wirecard, como a su fundador y expresidente Markus Braun y a su asociado, Jan Marsalek, que está prófugo.

La empresa se está desmantelando y algunas de sus ramas fueron compradas por otras sociedades financieras.

ys/smk/eb/jvb/mar

La justicia alemana investiga al supervisor financiero Bafin por el caso Wirecard